Covid-19: el arte informal también sufre

Si bien estos tiempos de cuarentena hay muchos sectores afectados como el turismo, la gastronomía, los comercios chicos, los emprendimientos y las fábricas hay otro sector informal que no se habla es el de los artistas.

Yo soy comediante amateur y en la vida cotidiana hacía stand up varias veces por semanas. No obtenia un gran ingreso en esta actividad, pero si era una parte y sobre todo una de las varias cosas que me daba estabilidad. Obviamente hay cosas mas importantes como cumplir la cuarentena y no hay que olvidar que seguimos siendo unos privilegiados que podemos quedarnos en nuestras casas sin pasar hambre, así como tampoco debemos olvidar lo importante que es mantenernos resguardados para que el COVID-19 no se extienda y termine esta situación de una vez por todas.

La estabilidad mental se puede lograr de muchas otras formas. Es el momento de ser creativos, escribir, anotar todas las ideas que pensaste, leer y hacer actividades que nos inspiran.

Para otro sector como los músicos que tal vez no viven de tocar, pero si viven de dar clases acudieron a las videollamadas y las clases online, algo que claramente va a estar en auge durante todo el tiempo de cuarentena. O también mucha gente que solo quiere compartir su música para todos y todas, tal como lo hizo Fito Páez hace unos días.

Un sector importante del género del stand up se puso con un movimiento de comedia de 24 horas en el que distintos y distintas comediantes hacen vivos de 30 minutos cada uno para entretener a la gente y acompañarse entre sí. Y por supuesto hacer catarsis ellos mismos.

El gobierno acaba de confirmar que se la dará un bono de 10 mil pesos a los monotributistas y trabajadores informales para afrontar este mes de cuarentena difícil. Eso generara alivio a varias personas que viven de estas actividades artísticas ya que muchos son monotributistas siendo esta su única forma para estar en blanco.

Sin embargo, esto habla de privilegios, hay mucha gente y particularmente de este rubro que está en situaciones extremas, que vive día a día con los shows que hacen como por ejemplo los artistas callejeros. Si no hacen lo suyo no solo se les va la estabilidad mental, sino que directamente no comen. Aunque busquen otra cosa para hacer ahora no habría esa oportunidad en este momento de cuarentena.

La directora, actriz, escritora, clown e improvisadora Abigail Zeballos al ver esta situación creo un movimiento junto a Mosquito Sancineto (Entre tantos trabajos, Fabiola en la serie del Marginal) asesorados por Horacio López (Artista callejero de San Telmo) llamado «Artistas Solidarios» desde la ciudad autónoma de Buenos Aires, está contactando gente del conurbano el cual pueda ayudar con alimentos para dar una canasta básica a estos artistas.

Abigail nos cuenta que “Gracias a Horacio López que lo inicio con bailares callejeros de San Telmo yo me contacté con Mosquito para armar una movida así de actores, actrices y artistas callejeros. La verdad que hay muchos artistas que se encuentran en situaciones extremas, yo tengo un resguardo de dinero para aguantar un par de meses, pero muchos están al día. No tienen lugar para dar clases, no tienen lugares en la calle para trabajar al no poder transitar en lugares públicos y tampoco tenemos las funciones que es otra entrada importante de muchos al haber cerrado los teatros y los centros culturales”.

Este es solo otro de tantos trabajos afectados en estos momentos de cuarentena y que están pasándola mal como el. Personalmente yo hacia otras cosas además del arte, mi idea personal es combinar varios rubros. El humor lo uso para disfrute personal, para pasar la vida y para divertir a todo el mundo que quiera escuchar mientras atravieso miserias y vivencias a través de la comedia. Esta genial hacer humor para divertirse, pero lleva su trabajo pensar los temas, adquirir herramientas para hacerlo mejor, ver o escuchar comediantes más profesionales para aprender, escribir el material, probarlo y reescribirlo para que quede lo mejor posible. Es algo que me gustaría que todos tengan en cuenta, sea el rubro que sea el arte, nadie nació sabiendo, todos trabajaron de alguna forma para entretenernos.

Vivir del arte no debería ser un privilegio para algunos pocos, toda la gente apasionada que lo trabaja a tiempo completo debería percibir al menos un ingreso importante de esto y ahora con la cuarentena es aún más difícil.

“Estamos aceptando colaboraciones de todo aquel que quiera ayudar, abrimos la casilla de mail (artistassolidariosok@gmail.com) o por el teléfono (1162050129) para todos aquellos que quieran donar y necesiten comida. La idea es que se replique en todos los barrios, sea zona sur, zona norte y todo el conurbano. Por suerte estamos recibiendo mucha gente que quiere ayudar incluso en los traslados prestando su vehículo, pero también por mala suerte estamos recibiendo muchísima gente que necesita ayuda.

Expresó Abigail.

En conclusión, todavía hay muchos sectores a tener en cuenta, esto es solo darle más visibilidad a un rubro que no se habla mucho, el cual también la esta pasando mal en este momento y de paso mostrar un poco que lo que hacen los artistas también es trabajo, informal y poco valorado por algunas personas, pero trabajo en sí.

Espero que movimientos como los de Abigail hagan un cambio al menos en las personas que lo necesitan, se valore un poco más el trabajo de los artistas y podamos sobrevivir esta cuarentena de la mejor manera entre todas y todas.

Por Nahue Cabrera.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *