DANDO UNA MANO FUERA DEL ARCO

Federico Crivelli, arquero y capitán de Termperley, a consecuencia de esta cuarentena se convirtió en repartidor de productos de limpieza a domicilio para ayudar a aquellas personas mayores que no pueden salir de sus hogares por causa del coronavirus.

‘‘Le doy  una mano a mi suegro que tiene un local de artículos de limpieza haciendo el reparto de la gente que no puede salir de su casa, a los más grandes que tienen más riesgo’’ declaró el arquero del celeste comprometido con la causa. Además agregó ‘‘Estoy hace un mes encerrado con mi señora y el nene, tratando de llevarla de la mejor manera, pero ahora quise ponerme en el lugar del otro, ayudando desde se pueda hacerlo, siempre con los cuidados necesarios. ’’

El capitán del celeste aprovecha las mañanas para recorrer la zona sur del conurbano y luego por las tardes ocupa su tiempo en hacer videos para arqueros para entretener los chicos de su escuelita de futbol.

De joven trabaja de delivery por ende sabe del trabajo que hace. Contó que en varias ocasiones los vecinos no lo reconocen y luego de un tiempo le llegan audios al celular diciendo ‘‘era el arquero de Temperley, la próxima que pase le digo a mi hijo que se saque una foto de lejos’’ y Crivelli les responde que con gusto se presta para la foto, pero de lejos porque de cerca no se puede.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *